lunes, 14 de febrero de 2011

LA GARROFERA - PANTANO DE TOUS - FUENTE DEL CHORRICO (12/02/2011)

Bonita jornada la que nos preparó Ximo por unos parajes que conoce muy bien.
Se trata de una zona con el embalse de Tous como principal reclamo excursionista y que esconde una agradable sorpresa en uno de los barrancos que va a morir a sus orillas.
Todavía de noche y con abundante niebla, nos dirigimos al paraje de la Garrofera en las proximidades del pueblo de Montortal. Llegamos al punto de inicio de la ruta tras recorrer un laberinto de caminos entre campos de naranjos.Os aseguro que sería incapaz sin GPS de encontrar, por mi cuenta, ese punto...pero para eso teníamos a Ximo...que parecía que se hubiera criado allí...jejejeje!!!.
El amanecer nos descubría ,hacia el este, una preciosa postal de la Ribera.
Dirigidos a muy buen ritmo por Ximet (esta en forma el chaval...en eso se parece al padre) recorrimos la senda de Ximot (iba de Ximos el día) hasta bajar y cruzar el barranco del tío Miguel. Continuamos por la senda de les Dones, que culmina y cruza una pista asfaltada (vereda del Pollet). Ya divisamos el embalse de Tous, de cuyo centro parece emerger un islote con los restos de un castillo.
Bajamos hasta enlazar con la carretera que bordea el pantano y que se diluye en su orilla ,sumergida por las aguas. Tanto Ximo como Joanvi y MªJosé ,agradable compañía y también buenos conocedores del lugar, no dudaron en destacar el importante nivel de agua que almacenaba el embalse en esta época del año. Es por ello que el PR y sus señales, que nos debía de conducir por su orilla hasta la Fuente del Chorrico, desaparecían sumergidos en el pantano.
Pero esta circunstancia, lejos de desanimarnos, nos hizo sacar nuestro espíritu aventurero y como Rafa se había dejado su barca bien amarrada en Canet, decidimos buscar otro camino a media altura por las paredes del embalse. Cosa que hicimos después del almuerzo...que ya tocaba.
Superado este contratiempo, llegamos a la Fuente. Es un enclave precioso y que justifica esta ruta.
Abrazada por las paredes del barranco de Castellet cae una bonita cascada que ofrece sus aguas al pantano. Frodosa vegetación y aguas frescas y transparentes nos esperaban en este recóndito lugar.
En una de sus paredes observamos una "vía ferrata" recién instalada que remonta el barranco.

Fotos de rigor y vuelta sobre nuestros pasos hasta el lugar donde habíamos almorzado, donde recogimos a cuatro "lagartijas" que se habían quedado tomando el sol. Un sol primaveral que nos acompañó de regreso por el mismo recorrido hasta la Garrofera (casi 19 Kms. después).
En fin, un sábado más donde,por encima de todo, prima el buen ambiente, incontables las anécdotas en boca de Ximo, recordando sus andanzas a dos ruedas por estos caminos.
Ya falta menos para la próxima...

1 comentario :

ximo casanova dijo...

Collons Paco, eixo es diu dixarme en bon lloc, com diria un amic meu "me encanta que te encante"