miércoles, 5 de junio de 2013

CAUDIEL - ALTO DE LAS PALOMAS ... Y CEREZAS (01/06/2013)

Una tranquila y primaveral mañana para inaugurar el mes de Junio.
Un paseo por el límite noroccidental del Parque Natural de la Sierra de Espadán.
Vamos a recorrer, casi en su totalidad, el sendero PR-CV 63 (Caudiel - Mas de Noguera - Caudiel). Digo casi porque evitaremos la parte que baja al Mas de Noguera, ya conocido tras nuestro paso por el GR-7.
Caudiel se despertaba cuando nosotros comenzábamos a caminar, todavía no habían dado las 8h, nada que ver con el Caudiel que nos encontraríamos cinco horas y media después. Aparcamos junto al Convento de las Carmelitas Descalzas y, por la calle de la Umbría abajo, cruzamos el puente de la Vía Verde y salimos por la calle de los Ganaderos dejando que Caudiel se quitara las legañas.



Nosotros hacíamos lo propio, con el fresquito mañanero refrescándonos la cara.
Ya en las afueras vemos las primeras señales del PR a seguir.



Una pista donde estaremos atentos a las señales para no confundirnos en los cruces, siempre con las lomas de la Sierra enfrente.



Con el barranco del Jalmero a la derecha nos acercamos a la base de la Sierra. Allí encontramos la fuente de la Alcabaira y su abrevadero. Un bonito rincón. Una lástima que todavía no sea la hora del almuerzo porque el lugar invitaba a ello.




Desde la fuente comienza la subida al cordal de la Sierra. Una preciosa senda empedrada zigzaguea entre carrascas y matorral mediterráneo.


Muretes de piedra van abancalando el barranco mientras ganamos altura.



Pudimos observar los efectos de los últimos temporales de nieve que se llevaron por delante alguna carrasca de buen porte.


A mitad de subida hicimos recuento de senderistas y ...¡Oh cielos! ... faltaban cuatro. ¿Será que el ritmo es muy alto?. ¿Se habrán parado para ir al cuarto de baño?. ¿Habrán sufrido algún percance o pájara?. Preguntas que todos nos hacemos en estos casos o ¿no?. Ante la tardanza bajamos en su busca hasta dar con ellos, bastante rezagados. Y no, ni ritmo alto, ni cuarto de baño, ni percance alguno. Sencillamente se habían ido por los cerros de Úbeda, provincia de Jaén. En un despiste decidieron "investigar" un rastro de senda que subía por la ladera de las peñas de San Juan hasta que se dieron cuenta y retomaron el buen camino.


Tras la anécdota de la mañana continuamos la ascensión.



Pasamos junto a las ruinas de una antigua carbonera.


Con la altura aparecen, junto a las carrascas, algunas sabinas y enebros.
El sol se agradece cuando llegamos al cordal de la Sierra.


Buenas vistas de Espadán y Penyagolosa.


Por la derecha la sigue la Senda de los Contrabandistas (buenos recuerdos de mis primeras salidas en solitario) que se dirige al Mas de San Juan. Nosotros nos vamos por la izquierda hacia el Alto de las Palomas, o mejor dicho el collado de la Palomas.


El Alto queda hacia el norte del collado y no lo visitamos.

Líquen del género Ramalina

Líquen del género Usnea

Comenzamos el descenso hacia el collado de Arenillas y ante nosotros las sierras de Espina y Montalgrao con el Pico Pina y los molinos de viento empobreciendo el paisaje y las fotos.


Más a lo lejos, la sierra del Toro y la mole del Peñascabia.




Vertiginosa bajada con la Peña Agujereada a nuestra derecha hasta llegar a Mas de la Ventisc a.

La Peña Agujereada

El Mas de la Ventisc a
Ya en el collado de Arenillas cruzamos la carretera y continuamos por la pista asfaltada del Mas de Noguera para acercarnos a la Fuente de Cuenca.


Otro buen lugar, esta vez sí que nos lo habíamos ganado, para almorzar y recargar agua.




Leuzea conífera (Carxofeta de muntanya)
Tras el avituallamiento continuamos por la senda junto a la fuente evitando la pista. Pasamos junto a las ruinas de un par de corrales dejando el Mas del Bravo, allá abajo a nuestra izquierda; más tarde pasaremos junto a su puerta.

Mas del Bravo
De nuevo conectamos con la pista asfaltada del Mas de Noguera que tomaremos en dirección opuesta. Estamos en mi querido GR-7. ¿Qué hay de nuevo, amigo?.


Durante un tramo circularemos por él, rambla de la Molinera abajo, hasta que se nos va por la derecha.

Por el PR, aquí también, el Camino del Cid
Nosotros seguimos por el PR hacia el Pozo de Santa Úrsula donde hay reagrupamiento.

Pozo de Santa Úrsula
Nuestra penúltima parada la hacemos en el paraje de la Torre del Molino y su área recreativa. La bonita Torre (parece que de padres romanos) está rehabilitada y se puede visitar por dentro.




Un buen lugar para hacernos la foto de grupo.

(by J.Manuel)
De ahí al pueblo quedaba un suspiro ... pero aparecieron los cerezos y sus tentadores frutos.



Tendadores para todos menos para mí. Media vida sin probar las cerezas y hoy no iba a ser el caso. Bicho raro que es uno ...
De regreso a Caudiel, aquello parecía la Calle Colón durante las rebajas. Celebraban la XV edición de la Feria de la Cereza y había un buen ambientazo de gente y un poco de caos circulatorio. Puestos de cerezas y demás productos de la zona atraían a los visitantes.


Tras cargar con algunas cajitas del apetitoso fruto y sacar los coches del aparcamiento, complicadilla tarea ésta, tocaba volver a casa. Hoy sí ... a una hora más que prudencial ...
Un saludo a Rafa y Fernando que se reintegraron al grupo tras sus lesiones y que superaron la prueba con nota. Y otro a Carmen, Kiquet y Juan Carlos, con los que siempre es un placer reencontrarse y compartir las sendas.
Adéu.




2 comentarios :

Dani Alcalá Almela dijo...

Una buena ruta de senderismo al ritmo de la música de Genesis y rematada con un festín de oro rojo jejeje, ¿qué más se puede pedir?

Un abrazo.

Sugoi. Montañismo en Iberia dijo...

Grandes recuerdos del Alto de las Palomas con esos extensos encinares y la tranquilidad de alli arriba, buen recorrido...nos hemos perdido la feria de las cerezas, saludos